Archivo del Autor: Manuel Arechavaleta

Henri Cartier-Bresson en India

bresson_in_india_coverNo podía ser. Teníamos una deuda pendiente. Tanto escribir sobre la India y sobre fotografía en este blog y no habíamos nombrado a uno de los grandes, nada menos que a Cartier-Bresson. Y eso que dejó para la historia de la fotografía muchísimas imágenes de aquel país, de sus gentes y de sus costumbres. Gran parte de esas fotos se publicaron hace ya unos años en un libro encantador, Henri Cartier-Bresson in India, así que una vez conseguido ese libro es hora de saldar la deuda.

Cartier-Bresson estuvo en la India en seis ocasiones, la primera en 1947, durante la independencia, y la última en los años 80 cuando ya era octogenario. El libro recoge imágenes de la mayoría de esos viajes con especial énfasis en los funerales de Gandhi y en la vida en los campos de refugiados que proliferaron tras la Partición, fotorreportajes que le hicieron famoso y que le consagraron como uno de los padres del fotoperiodismo.

El libro está lleno de los instantes decisivos que definieron su estilo. Como gustaba decir a Cartier-Bresson… “Fotografiar es poner en el mismo punto de mira la cabeza, el ojo y el corazón”. Y esa filosofía se percibe (casi) en cada fotografía del libro. Da gusto detenerse en las fotos, en la composición, seguir el juego de las geometrías, los espacios, las proyecciones. En la mayría de sus fotos, nada sobra y nada falta en el encuadre. Y eso que para él, el proceso de la fotografía acababa en el momento del disparo. Positivaba los negativos sin recortar un ápice (generalmente el revelado lo encargaba a un profesional).

Por eso Cartier-Bresson es fotografía en estado puro. Dice Joan Fontcuberta (también flamante premio Hasselblad) que “esa fotografía ha muerto“, que “hay que evolucionar y acomodarse a las exigencias de cada momento“, que “no tiene sentido salir a la calle y mirar como si fuéramos Henri Cartier-Bresson”. No estoy de acuerdo: la fotografía de siempre y su “postfotografía” no son excluyentes.

Todas las fotos del libro se pueden ver en el mismo orden en un video subido a youtube, pero con un virado a sepia que a mi particularmente no me gusta nada.

Anuncios

Loo, un viento maligno

El Loo, también llamado Lu, es un viento local del noroeste de la India, muy seco y caliente, que precede al monzón en el verano indio. Y hablo de él aquí porque “casualmente” afecta a la zona a la que vamos y en la época en la que vamos y es el responsable de que las temperaturas puedan alcanzar ¡los 50ºC!.

Continuar leyendo


¿Quién fue Jim Corbett?

Jim Corbett fue muchas cosas, pero lo que le hizo famoso fue su ocupación de cazador de tigres devoradores de hombres, una “profesión” hoy por hoy extinguida o casi extinguida que sin duda le haría merecedor de un papel entre los personajes de La Caverna del genial Saramago.

Los tigres devoradores de hombres −man-eaters tigers, como se les llamaba ya en la India allá por el siglo XIX− eran tigres que se habituaban a atacar a los humanos y que tenían aterrorizadas a las poblaciones locales. Extremadamente astutos y hábiles cazadores  aprendían pronto que los hombres eran presa fácil y que poco tenían que hacer en el cuerpo a cuerpo, de modo que causaban centenares y centenares de muertes cada año.     Continuar leyendo


La India por dentro

 

Buscando bibliografía sobre la India encontré una reseña en la que alguien recomendaba el libro La India por dentro. Una guía cultural para el viajero,  de Álvaro Enterría (2006). Decía que el autor, un español que lleva más de 20 años viviendo en aquel país, sabe de lo que habla y que el libro es una excelente descripción de todas las facetas de la cultura india.  Ávido de información sobre nuestro próximo destino lo busqué, lo hojeé y lo compré, a pesar de que lleno de prejuicios esperaba encontrarme un libro árido, cargante de datos y seguramente lleno de comentarios críticos con la forma de vida occidental.

  Continuar leyendo


Mariano Pozo, un fotógrafo solidario

Mariano Pozo es un fotógrafo malagueño conocido sobre todo por sus reportajes sobre la Liga Española de Baloncesto. En 2000 viajó a la India como voluntario para cooperar en zonas deprimidas y llevó su cámara consigo. Realizó un reportaje sobre las gentes y el paisaje humano de Delhi y sus alrededores y en 2003 lo público en forma de libro que tituló India, una mirada interior. Continuar leyendo


Osos bailarines

AFP: Rob Elliot

  
Hasta hace unos años era común ver osos “bailarines” a lo largo de las principales carreteras del país para entretenimiento de los locales y atracción de los turistas, que por unas pocas rupias conseguían llevarse a su país una “buena” foto. Son osos bezudos, también llamados osos tibetanos (Balhu, en hindi) que son entrenados desde jóvenes para que bailen al son que les marca el domador. Esta costumbre prácticamente ha desaparecido, pero por desgracia no se ha erradicado por completo.

Ananga Ranga

 

Y así, todos cuantos lean este libro sabrán qué delicioso instrumento es la mujer cuando se le toca con arte, y cuán capaz es de producir las más exquisitas armonías, de ejecutar las más complicadas variaciones y de proporcionar los más diversos placeres.

 

Esta es una de las muchas frases sensuales, connotaciones machistas de la época aparte, que contiene el Ananga Ranga y que erizan la piel incluso del más frio de los lectores. El Ananga Ranga es junto con el Kama Sutra una de las obras indias clásicas de la literatura erótica oriental. Ambos son manuales de artes amatorias que trascienden de la pornografía, tratando de dar al placer sexual una significación mística. Entre los dos libros median 10 o 12 siglos, pero a pesar de ello forman parte de la misma herencia cultural.

Continuar leyendo